Mostrando entradas con la etiqueta Josep Vicent Marqués. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Josep Vicent Marqués. Mostrar todas las entradas

8 de junio de 2008

...relaciones personales



El pasado 4 de Junio, murió Josep-Viçent Marqués. (Valencia 1.943)
Sociólogo perturbador, brillante ensayista, pensador incómodo, ilustre ilustrador de las relaciones personales y partícipe activo de la vida socio-política-cultural nacionalista valenciana.
Premiado por colectivos gays, mujeres periodistas, escuelas no sexistas, tertulias feministas, hombres por la igualdad, además de ariculista de El País, Levante, Diari de Barcelona, TVE, la Revista (El Mundo), premios de ensayo Joan Fuster y Sant Jordi, etc.
Reivindicador hasta la saciedad, nos aleccionó, hizo pensar y entretuvo con escritos como estos:
  • " Si como posibles criticados deberíamos aprender a encajar bien las críticas, como problabes criticantes deberíamos plantearnos si vale o no la pena formular una crítica y pensar sobre el tiempo y el modo de hacerla"
  • "En estos tiempos de repliegue hacia la pareja, el ronquido es el único factor progresista que se opone a tan espantosa tendencia conservadora. Claro, que si ustedes están a favor de la convivencia matrimonial o paramatrimonial, el asunto puede verse conectado con la lucha de clases, sólo quienes poseen una vivienda suficientemente grande pueden permitirse estar con persona roncadora o viceversa"
  • "Los enamoramientos se dividen en adolescentes, adultos y de pura chamba; correspondidos, no correspondidos y por correspondencia; emergentes, en vías de intitucionalización y remendados; funestos, honestos y funanbúlicos; clásicos, clasificables e inclasificables; cortos, largos e inexistentes. De modo que es practicamente imposible hablar de enamoramientos como si de un fenómeno único se tratase"
  • "Estamos aprendiendo a mirar, apártense, hagan el favor de no interponerse. Estamos investigando. Exploramos la posibilidad de que los cuerpos sean sólo su movimiento, de que las bocas sean sólo el soporte de sonrisas no previstas y desprecios compartidos; no molesten. Guárdense sus orientaciones, sus consejos, sus prescripciones. Estamos recuperando el gusto por la pluralidad de las formas humanas mientras aprendemos a convivir con nuestras fijaciones, no incordien. Estamos casi a punto de entender la gloria ácida de lo concreto, lo irrepetido de una cara corriente, el secreto de tesoros que los otros no codician; váyanse a hacer puñetas con el sistema métrico decimal"
...no te olvidaremos y te releeremos.